Mohamed VI ha destacado las “excelentes relaciones” entre Marruecos y España. Lo ha hecho en una carta remitida al rey Felipe VI de España y a la reina Letizia este martes, coincidiendo con el Día de la Hispanidad.

En la misiva, el rey marroquí ha manifestado su compromiso con elevar las relaciones entre Rabat y Madrid “al nivel de las aspiraciones y las ambiciones de los dos pueblos amigos”. Asimismo, también ha puesto de manifiesto que los “lazos de sólida amistad” entre los ambos países se basan en una “fructífera cooperación y mutua consideración“.

Crisis bilateral migratoria

Esto ocurre después de que el pasado mes de agosto el soberano alauí mostrara su disposición a “establecer relaciones sólidas, constructivas y equilibradas con España” para “retomar la relación” durante la celebración del 68 aniversario de la Revolución del Rey y el Pueblo.

El rey se refirió en ese momento a la crisis migratoria vivida en la frontera con Ceuta en la que miles de marroquíes llegaron a territorio español y el ingreso del líder del Frente Polisario, Brahim Ghali, en un hospital de Logroño tras haberse contagiado de coronavirus. Fueron precisamente estas cuestiones las que provocaron una crisis abierta entre los territorios.

Tras ello, el ministro marroquí de Exteriores, Naser Burita, advirtió a España si sería capaz de “sacrificar su relación bilateral” y exigió al Gobierno “una respuesta satisfactoria y convincente”.

Reconciliación entre Rabat y Madrid

Precisamente, un mes más tarde, concretamente el 21 de septiembre, Burita, y su homólogo español, José Manuel Albares, mantuvieron una conversación telefónica en la que acordaron una reunión en persona que, sin embargo, aún no se ha celebrado.

 

VOLVER A PORTADA