El año 2020 iba a ser el de los Juegos Olímpicos de Tokio y la Eurocopa, pero ha acabado arrasado por una palabra: coronavirus. Todo ha saltado por los aires, y lo que antes eran conceptos lejanos como «pandemia», «anticuerpos», «inmunidad» o «cuarentena» han pasado a ocupar las charlas que antes dominabanCristiano Ronaldo, Messi, Sergio Ramos, el Barça, el Real Madrid

El fútbol ha pasado a un segundo plano, pero sigue siendo un asunto del que todo el mundo sabe hablar (o presume de ello). Esta premisa ha hecho que el biólogo e investigador Julián Cerón Madrigal una las dos ideas en el libro ‘Raticos de Coronavirus: la COVID-19 explicada con fútbol‘, todo un ejemplo de cómo divulgar con datos científicos en un idioma accesible para el gran público.

Apasionado futbolero desde siempre, este científico murciano con más de 25 años de experiencia en el campo de la investigación biomédica (trabaja en el programa de genética, terapia y enfermedades en el Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge) decidió ir escribiendo artículos sobre lo que estaba viviendo mezclándolo con anécdotas futbolísticas, mientras ayudaba en la lucha contra la pandemia.

«Estos artículos satisfacían una necesidad, tanto del escritor como del lector, de saber qué estaba pasando y qué iba a pasar», explica en la introducción al texto, que ha autoeditado, donde ya hace una primera analogía con el balompié. «En la semana siete hice un amago de retirada, pero me echaron spray milagroso en la banda y volví al campo. En la semana doce, me tiré al suelo exagerando las molestias para salir de un partido que nos ha dejado exhaustos«, resume, sobre «un relato histórico, científico, y futbolístico, de tres meses de confinamiento que nunca nadie se había imaginado».

La fusión entre dos mundos radicalmente distintos llega desde el mismo prólogo, dividido en dos: el primero escrito por Carlos Pedrós-Alió, profesor de investigación del CSIC en el Centro Nacional de Biotecnología, divulgador científico y escritor, y el segundo por Ibrahim Afellay, exjugador del Barcelona y cuyo último equipo fue el PSV Eindhoven hasta la pasada campaña. 

El virus, la Grecia de Charisteas; las mascarillas, Oblak

En doce capítulos, uno por semana que estuvo escribiendo, Cerón va explicando la evolución de la pandemia desde el punto en el que se descubre de manera totalmente inesperada, al igual que la Grecia comandada por Angelos Charisteas ganó la Eurocopa de 2004, pasando por la importancia de los test, que repasa a través de Zlatan Ibrahimovic, el «antígeno Materazzi» o los test rápidos, donde enfrenta a Neymar con Dembélé hasta llegar a la nueva normalidad (tan difícil como «jugar en la niebla») y lo que no sabemos: Sergio Ramos y Gerard Piqué.

Como muestra del estilo del libro, una comparación que hace en el primer capítulo a través dos referentes en sus campos, Alexander Fleming y Johan Cruyff: uno descubrió cómo combatir las bacterias usando la penicilina y el otro descubrió el 3-4-3 para acabar con el fútbol malo.

Este tipo de anécdotas y comparaciones hacen de ‘Raticos de coronavirus’, heredero de los dos ‘Raticos de fútbol‘ que ya había escrito previamente el autor, una lectura amena y sobre todo instructiva, en la que se aterriza a un campo mucho más común para la gran población términos que hasta hace no mucho estaban encerrados en un laboratorio, como los viejos equipos italianos hacían con el catenaccio.

El libro está disponible en Amazon, a sólo 0,99 euros en su versión eBook y a 8,55 euros en su versión impresa en tapa blanda./DAVID SÁNCHEZ DE CASTRO 

VOLVER A PORTADA

📢Compartir en...👇