Una fuerte explosión de gas ha provocado pocos minutos antes de las tres de la tarde el derrumbe de parte de un edificio de seis plantas y ha dejado al menos tres fallecidos y varios heridos en la calle Toledo de Madrid, en una finca que se encuentra junto a una residencia de ancianos, una iglesia y un colegio.

La explosión ha provocado la caída parcial de la fachada de la finca, situada en el número 98 de la calle Toledo, en el que, según han indicado fuentes del Arzobispado de Madrid, residen sacerdotes 

Tras la explosión, numerosos efectivos de Policía Nacional y de emergencias se han desplazado a la zona, que ha sido ampliamente acordonada y se ha procedido a evacuar a los vecinos y a los viandantes.

Al menos nueve dotaciones de los Bomberos de Madrid, once unidades del Samur y Protección Civil han acudido a la calle Toledo tras la deflagración, que se ha escuchado a varios kilómetros a la redonda y ha hecho temblar los edificios en las inmediaciones.

Un escape de gas

Tras la explosión, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, se ha desplazado a la zona y, en declaraciones a los medios de comunicación, ha confirmado que la deflagración se ha debido a un escape de gas, que ha destrozado al menos cuatro plantas del inmueble, en cuyo interior se han producido también incendios.

Los Bomberos del Ayuntamiento no han accedido a la finca por miedo a que se produjese un embalsamiento de gas que derrumbaría todo el edificio y la idea es que la caída ocurra de manera controlada.

Al menos tres fallecidos

Martínez-Almeida ha informado también del fallecimiento de al menos dos personas, un hombre (cuya identidad y edad se desconocen), una mujer (de 85 años) y otro varón que ha quedado atrapado entre los escombros. Asimismo, ha adelantado que hay varios heridos, uno de ellos de gravedad.

Hasta el momento, los servicios de emergencias han atendido a al menos ocho heridos, seis leves, uno menos grave por fractura de piernas y 53 años -que ha sido trasladado al Hospital Ramón y Cajal- y otro grave -de 26 años- por quemaduras en piernas y un traumatismo torácico, que ha sido llevado a La Paz, según ha indicado una portavoz de Emergencias Madrid.

No hay heridos entre los usuarios de la residencia

El director de la residencia de ancianos Los Nogales, que se encuentra junto al edificio derrumbado en el centro de Madrid, Antonio Berlanga, ha asegurado que no hay ningún herido entre los usuarios del centro, que han sido trasladados a un hotel que se encuentra enfrente del centro.

Berlanga ha recalcado que no hay «ningún herido, ni entre el personal ni entre los residentes», que han sido evacuados a un hotel situado en la misma calle Toledo, frente al edificio donde se ha producido la explosión.

Tampoco ha habido heridos entre los alumnos del colegio La Salle la Paloma, que han sido sacados del centro por la explosión.

VOLVER A PORTADA

📢Compartir en...👇