Nunca pensó Alberto Núñez Feijóo que Pedro Sánchez le iba a hacer un regalo semejante al inicio del curso político. A un día de inaugurarlo junto a la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, en Alcalá de Henares, el presidente del Gobierno decidió hacer suya una de las propuestas que durante meses le venía realizando el presidente del PP y anunció una bajada del IVA del gas del 21% al 5%. Lo hizo en la Ser y tan sólo 24 horas después de que hasta cuatro de sus ministros salieran a rechazar públicamente esta medida de los populares.

Así las cosas, el líder de la oposición salió triunfal a una abarrotada Plaza de Cervantes. “Estoy muy de acuerdo con la decisión que ha adoptado Pedro Sánchez, estoy muy de acuerdo con la bajada del IVA de la luz y del gas. Estoy tan de acuerdo que lo llevo pidiendo seis meses continuados, todos los días”, dijo entre un gran aplauso de los suyos. Eso sí, Feijóo le pidió que esto no sea una excepción, que “copie” sus propuestas “más a menudo”.

Y con sorna mostró su sorpresa por que “hoy, 24 horas después, no haya salido ningún ministro a decir de esa medida lo que pensaba cuando era del PP”. Ya en tono serio, el presidente de los populares criticó duramente a los componentes del Gobierno de los que dijo no “tienen ni idea de gestión pública” y añadió que “están en el ministerio por estar: ni se enteran de lo que va a hacer Sánchez al día siguiente“.

“Lo lógico es que el conjunto de ministros que nos han descalificando salieran a decir que Sánchez no tiene idea de gestión pública, que hace propuestas imposibles, y que quiere acabar con los servicios públicos”, señaló

Feijóo basó buena parte de su intervención en arremeter con dureza contra el Ejecutivo del que contó que este jueves les citó a una reunión para hablar sobre el decreto de ahorro energético. No a solas sino con el resto de partidos, “no vaya a ser que alguien interprete que está negociando con el PP”. En dicho encuentro, denunció, el Gobierno no presentó ningún documento, ninguna propuesta. Consistió en un “monólogo del Gobierno consigo mismo”.

Así las cosas, el líder del PP volvió a lanzar sus peticiones a Sánchez. “No pongan límites a la capacidad de producción de energía instalada en España, al menos mientras no pase la crisis energética”. Y es que Feijóo criticó duramente al Gobierno por ser “pionero en cerrar todas las centrales de carbón cuando los alemanes las están abriendo” y por “desmantelar las centrales cuando en Europa se ha considerado la nuclear como energía verde y se están construyendo nuevas”.

El presidente de los populares pidió también a Sánchez que “confíe más en los ciudadanos, que son los que pagan las facturas, y son los que saben si pueden o no mantener un escaparate abierto porque tienen la tienda abierta y quieren atender a sus clientes con calidad”, dijo apoyando la mayor reivindicación de Ayuso en este sentido, que ya ha anunciado que recurrirá las medidas del Gobierno al Tribunal Constitucional.

“Cuando las familias tienen menos dinero, el Estado no puede estar batiendo récords de recaudación a costa de la gente. No se puede vivir a costa de la gente”.