Rey Felipe VI y el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, inauguran este lunes la primera línea de tren de alta velocidad a Galicia con el trayecto entre Madrid y Ourense. Este AVE comenzará a estar operativo para el público a partir de mañana.

Sobre las 09:45 horas, el Rey y el presidente del Gobierno se subían en el nuevo AVE en la estación de Chamartín para emprender viaje a Orense, junto a ellos viajaba la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, y la de Transportes, Raquel Sánchez.

Durante el viaje inaugural habrá dos paradas: Zamora y A Gudiña (Ourense), donde van a subirse al tren, el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, y el de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo.

La conexión del AVE con Galicia, que empezó a ejecutarse hace 16 años, ha supuesto una inversión de más de 9.000 millones de euros y el recorrido con las autoridades se va a completar en unas 2 horas y 45 minutos.

Cuando entren en servicio los trenes más modernos y de ancho variable, la serie 106 de Talgo, que según Renfe está previsto para el verano de 2022, el trazado hasta Ourense se cubrirá en media hora menos, casi la mitad de lo que dura el actual ruta (4 horas y 20 minutos), al alcanzar velocidades de hasta 330 kilómetros por hora.

La entrada en servicio de la conexión de AVE hasta la capital orensana va a permitir reducir los tiempos de llegada a otras ciudades gallegas, como Santiago de Compostela (3:20 horas) o A Coruña (3:51).

 

VOLVER A PORTADA