pasa su segunda noche en el hospital. Según ha informado este martes el portavoz del Vaticano, Matteo Bruni “su Santidad el Papa Francisco ha descansado bien durante la noche y esta mañana desayunó, leyó algunos periódicos y se levantó para caminar”. Lo hizo en el hospital Policlínico Universitario A. Gemelli de Roma, donde permanece ingresado tras someterse a una operación de colon el pasado domingo.

Se le extrajo una parte del colon

Era el pasado 4 de julio cuando Francisco, de 84 años, era intervenido de “una estenosis diverticular” en la que se le extrajo una parte del colon. A pesar de la cirugía, que duró cerca de 3 horas, la evolución es favorable. Según ha detallado Bruni “se espera una hospitalización de aproximadamente 7 días, salvo complicaciones”.

Por el momento han trascendido pocos más datos aunque según apuntan los medios locales, si todo continua bien, no se descarta que el Pontífice pueda oficiar desde la ventana del hospital el rezo dominical del Ángelus. En estos momentos se encuentra acompañado por enfermeros de confianza y personal de seguridad.

Operación de pulmón y ciática

No es la primera vez que Francisco pasa por quirófano. Cuando era joven tuvo que ser hospitalizado y someterse a otra operación en la que le extirparon parte de un pulmón tras sufrir una grave pulmonía. Además, entre finales de 2020 y principios de este año, sus problemas de ciática le obligaron a suspender algunos de sus compromisos.