En la previa del partido de octavos de final del Open de Australia frente a Milos Raonic, Novak Djokovic señaló que no tenía clara su presencia en la pista debido a la lesión abdominal que tuvo en el encuentro de la ronda anterior frente a Taylor Fritz.

El tenista serbio veía peligrar su continuidad en el torneo y pidió la asistencia médica en mitad del encuentro para que atendieran sus molestias.

“No sé que ocurrirá. Tengo muchas molestias. No sé que haré para poder recuperarme en menos de dos días. No sé si saldré a la pista o no“, señaló tras ganar finalmente a Fritz.

Estos problemas desaparecieron este domingo, cuando Djokovic venció sin mayores problemas a Raonic para clasificarse para los cuartos de final del Australia Open.

Sus conocidas lesiones y archiconocidas recuperaciones han suscitado muchas críticas en los últimos años dada la reiteración del ‘modus operandi’ de ‘Nole’, siendo la última del exentrenador de su gran rival en el circuito, Rafa Nadal.

“Es sorprendente que a Djokovic le vengan molestias, al punto de tener dudas de si seguir en el torneo y que luego, le desaparezcan de la noche a la mañana“, ha explicado Toni Nadal en ‘El País’.

“No seré yo quien ponga en duda si sus dolores son ciertos o no, algo común en un deportista, pero probablemente los disimula menos de lo que debería“, ha añadido sobre las supuestas lesiones del serbio que, en caso de otros jugadores como Matteo Berrettini sí les ha obligado a abandonar el torneo.