GRAF557. MADRID, 26/05/2022.- El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez interviene este jueves en el pleno del Congreso para dar cuenta del espionaje con Pegasus sufrido por él mismo y por líderes independentistas, un caso que había abierto una profunda brecha con sus socios parlamentarios. EFE/ Fernando Alvarado

Tras unos días de armisticio entre PSOE y PP, aprovechando que se habían dado una “ultima oportunidad” y que estaban negociando el CGPJ, el presidente del Gobierno ha aprovechado su comparecencia extraordinaria ante el Congreso para arremeter contra “las plataformas mediáticas” y “las terminales políticas” que defienden “contar con un Estado débil” y que “el dinero está mejor en el bolsillo”.

“Quien dice que el dinero está mejor en los bolsillo de los ciudadanos, también nos está diciendo que es que las soluciones están mejor en el bolsillos de los ciudadanos“, ha afirmado Sánchez tras decir que “necesitamos impuestos”. El presidente del Gobierno ha rechazado las acusaciones de “infierno” fiscal, tras sus últimas subidas de impuestos, y ha afirmado que el “infierno” es “hipotecarse” para “pagar una operación”.

Cuca Gamarra contra los indultos

Tras varias alusiones a “la bancada de la derecha”, la portavoz del PP ha subido a la tribuna en una aparente voladura de puentes entre ambos partidos. “Usted está atrapado en su modo de entender y ejercer la política. Lo hemos podido vivir en este hemiciclo. Su nerviosismo le ha delatado”, ha afirmado Cuca Gamarra.

La portavoz parlamentaria de Alberto Núñez Feijóo ha pedido al presidente del Gobierno que “no dé lecciones” y le ha recordado, aludiendo a Chaves y Griñán, que “quien tiene condenado a dos presidentes del PSOE por el mayor caso de corrupción de la historia de la democracia no está para dar lecciones.

También se ha referido a las menciones de Sánchez sobre los impuestos. “¿Quién sale ganando, los ciudadanos o el Gobierno? Porque con más recaudación para el Gobierno, es más poder de decisión para usted y menos poder de decisión para los ciudadanos”, ha afirmado Gamarra quien ha acusado a Sánchez de “confundir el Estado de bienestar con el bienestar del Estado”.