Los test de Baréin no han sido nada positivos para Mercedes. El equipo con menos vueltas de toda la parrilla. Andrew Shovlin, ingeniero de pista, ha sido muy claro sobre su rendimiento durante el fin de semana.

A Shovlin le preocupa lo lejos que están las flechas de plata de Red Bull, su máximo rival en el campeonato. “Podemos ver en los datos que hemos recogido en los últimos días que en ritmo de carrera no somos tan rápidos como Red Bull“, afirmó tras la conclusión de la jornada del domingo.

“Con poco combustible la imagen es más confusa, no ganamos lo suficiente y tenemos que ver, ya que demasiados coches estuvieron por delante de nosotros hoy”, detalla el ingeniero de pista.

Aunque, eso sí, esto se ha convertido en una rutina habitual para Mercedes en los últimos años: una pretemporada dudosa para acabar dominando el mundial con puño de hierro. Shovlin lo sabe: “En los últimos años hemos tenido problemas de ritmo en las pruebas de invierno y luego hemos conseguido hacer un buen progreso antes de la primera carrera”.

A pesar de ello, cree que en esta ocasión tendrán que “trabajar mucho más”. “Femos planeado un programa de trabajo para tratar de entender algunos de nuestros problemas y no dejaremos ninguna piedra sin mover para encontrar más velocidad en los próximos 10 días”, finaliza.

Ni Lewis Hamilton ni Valtteri Bottas se encontraron cómodos en pista. Ambos protagonizaron trompos y firmaron tiempos muy alejados de la cabeza. Es solo un primer test, pero todo el mundo mirará con lupa a los campeones el próximo 28 de marzo, la fecha de la primera prueba.