Lo peor de las consignas es cuando se le vuelven a uno en contra. Algo así es lo que le ha ocurrido a Irene Montero, la ministra de Igualdad, este miércoles. Montero y su partido, Podemos, mantienen un discurso ecologista. La propia ministra ha llegado a sostener que las “mujeres contaminan menos que los hombres”. Pero no debía referirse a su caso individual, ya que, tal y como acostumbra Pedro Sánchez, la mandataria ha echado mano del Falcon, el avión presidencial de las Fuerzas Armadas, para el viaje que ha realizado a EEUU con el objetivo de mostrarse en contra de la decisión del Supremo, que deroga el aborto como un derecho constitucional en todo el país.

El vuelo fletado para Montero ha salido de la base aérea de Torrejón de Ardoz (Madrid) y ha realizado escala en las Azores (Portugal) por cuestiones de autonomía, antes de retomar la ruta hasta la base de la fuerza aérea americana Andrews de Camp Springs, según informa Okdiario.

El sector de la aviación es uno de los más contaminantes debido al uso de grandes cantidades de combustibles. El Ministerio de Igualdad, que sigue una línea muy ecologista, ha encargado varios estudios sobre esta temática. Uno de ellos fue Género y cambio climático. Un diagnóstico de situaciónen el que se asegura que las mujeres son “más sostenibles”. Además, el departamento de Irene Montero ha publicado otro informa en el que se concluye que “el patriarcado es perjudicial para el clima”.

Montero ha llegado a echarle la culpa al cambio climático de ir contra el feminismo al afectar a un gran número de mujeres. “El 80% de las personas refugiadas por daños y pérdidas causadas por el cambio climático son mujeres. Según la ONU, el cambio climático estaría haciendo aumentar las dificultades para alcanzar la plena igualdad”, se la escucha decir en un vídeo que ha publicado en su cuenta de Twitter.

Agenda de Montero en EEUU

La agenda de Montero, que estará acompañada por la secretaria de Estado de Igualdad, Ángela Rodríguez, arrancará en Washington para reunirse con varias organizaciones feministas y representantes del Gobierno de Joe Biden, según avance el Ministerio de Igualdad. El objetivo de la visita, según el Ejecutivo de coalición, es “reforzar la agenda feminista de ambos países” y abordar también aspectos relacionados con la reforma de la ley española del aborto.

La ministra se reunirá en la Casa Blanca con la directora ejecutiva del Consejo de Políticas de Género, Jennifer Klein, y con el asistente adjunto de presidente de EUU, Chiraag Bains. También se ha programado un encuentro con representantes de Human Rights Committee.

La siguiente parada será Nueva York, donde el jueves se reunirá con la directora ejecutiva de ONU Mujeres, Sima Bahous. En esta visita también mantendrá un encuentro con la feminista Gloria Steinem para conocer “recursos específicos para mujeres relativos a los derechos sexuales y reproductivos”.