Muchas de estas personas afirman que su día a día es muy complicado, muchas quedan sin recursos en sus viviendas y sin alimentos. Los bancos de alimentos son una salida para aquellos se encuentran en una situación tan difícil.

Cada vez más padres acuden a estas ‘colas del hambre’ ya que “no pueden más”. Vemos situaciones de pobreza donde las familias no disponen de luz o gas y tienen que acudir a otros domicilios para realizar tareas esenciales para poder continuar con sus vidas como poder ducharse, cocinar o resguardarse del frío. Desde el Banco de Alimentos de Alicante varias personas afirman que “no tienen otro tipo de ayuda, solo la del banco de alimentos”.

En estas ‘colas del hambre’ semanalmente procuran que las personas se lleven todo tipo de alimentos esenciales. Desde la Fundación Banco de Alimentos de Madrid ayudan semanalmente a más de 800 personas. La fundación ha lanzado varios comunicados para el llamamiento y captación de miles de voluntarios para las próximas semanas debido a que estas ayudas puedan ser las únicas que puedan recibir muchas personas en situación de pobreza.

Gran Recogida de Alimentos

La Gran Recogida de Alimentos se puso en marcha el pasado 19 de noviembre y que durará hasta mañana jueves 25 de noviembre. Esta recogida de alimentos tiene el objetivo de recaudar durante la semana 22 millones de euros en alimentos. Como novedad este año 2021 se han incluido las donaciones económicas para llegar al objetivo.

La Federación Española de Bancos de Alimentos se ha distribuido por 11.000 supermercados en España para intentar superar los 31 millones de kilos de alimentos que se compraron en 2020.

Riesgo de pobreza infantil

Un informe realizado por Save the Children hace varias semanas destacaba que España es el tercer país de la Unión Europea con mayor tasa de riesgo de pobreza y exclusión social infantil con un 31,3%. Únicamente detrás de Rumanía y Bulgaria.

El estudio indica que uno de cada tres niños en España vive por debajo del umbral de pobreza en nuestro país. Además, destacaba que en España y Países Bajos, casi el 40% de los niños en riesgo de pobreza conviven en familias con empleo.

 

VOLVER A PORTADA