La Comisión Europea trasladó este miércoles a los Veintisiete las líneas maestras de un posible mecanismo para limitar el precio del gas en casos de emergencia y cuyo valor estaría fijado de antemano para acelerar la toma de decisiones, según el texto al que ha tenido acceso EFE.

Bruselas compartió un documento de trabajo sobre este “mecanismo de corrección” en una reunión de embajadores de los Estados miembro ante la UE y en él propone poner un tope a la cotización de los futuros de gas con entrega prevista para el mes siguiente de la transacción en el índice de referencia TTF Dutch.

Este techo se activaría si el precio en dicho índice “llega a un nivel predefinido” que el documento todavía no especifica. Pero añade una segunda condición: que dicho incremento “no se corresponda con una subida similar a nivel de mercado mundial (comparación con los precios GNL).

Tope al precio del gas

“Para asegurar un efecto inmediato, se propone que los valores para activar el mecanismo deberían estar fijados de antemano, con el objetivo de evitar largos procedimientos de toma de decisiones que podían retrasar significativamente su activación y el efecto perseguido de reducir los precios”, explican las autoridades comunitarias.

VOLVER A PORTADA