“Ha sido una carrera bastante buena en cuanto al ritmo, creo que hubiésemos podido luchar por el podio, viendo que Hamilton está en el podio, porque íbamos por delante de él de manera más o menos controlada”, señaló a Dazn el piloto de Alpine tras la novena carrera del Mundial de F1.

El español tuvo de nuevo problemas de fiabilidad con su Alpine: “A partir de la vuelta 20 tuvimos un problema de motor, con el sistema de energía, que cortaba el KERS a mitad de las rectas, por lo que más o menos perdíamos ocho décimas o un segundo por vuelta”.

Sanción de 5 segundos

“Y para estar en el tren del DRS con Ocon o con Leclerc la verdad es que en las curvas tenía que ir a tope, a tope; y mantuvimos la séptima posición de milagro con Bottas; pero bueno, tener este problema de fiabilidad justo hoy, la verdad es que dolió bastante”, comentó el ovetense, que finalmente fue sancionado con 5 segundos, pasando del séptimo puesto al noveno puesto, por zigzaguear y estorbar al finlandés Valtteri Bottas (Alfa Romeo) en el tramo final de la carrera.

“Tampoco tuvimos suerte con el ‘virtual safety car’; cuando salió el ‘virtual safety car’ pasaba por meta y cuando estaba para entrar en boxes fue cuando paró el el ‘virtual safety car’; fueron dos minutos en los que yo no estaba en el ‘pit lane'”, señaló el asturiano tras una carrera en la que arrancó segundo tras exhibirse en la lluviosa calificación del sábado.

“El problema de motor, otra vez en mi coche, la verdad es que duele”

“Estoy aquí intentando ser mejor que sexto o séptimo y creo que este fin de semana hemos sido mejores que sextos o séptimo. Y si no terminamos en el podio o cuartos es porque hemos tenido problemas de fiabilidad en el coche 14 y quizá tuvimos mala suerte con el Virtual Safety Car. La suerte no la puedes controlar, pero la fiabilidad en el coche 14 debería ser mejor”, ha apuntado en declaraciones al portal web Race Fans. Y es que su compañero de Alpine, Esteban Ocon, partía séptimo y terminó sexto, por delante del ovetense.

“La suerte no acompaño hoy, como es habitual”, apuntó Alonso este domingo en Monteral. “Y el problema de motor, otra vez en mi coche, la verdad es que duele”.