Once comunidades autónomas del centro y norte peninsular están ya en alerta ante la previsión de que se registren nevadas en cotas bajas y ante el intenso frío que trae la masa de aire polar que ha penetrado en la península.

Los avisos de la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) son de nivel naranja (riesgo importante) en las comunidades de Aragón, Cantabria, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Cataluña, Navarra, País Vasco y La Rioja, y de nivel “amarillo” (riesgo) en Asturias, Galicia, Madrid.

Las previsiones de la Agencia de meteorología anuncian que se van a registrar precipitaciones que van a ser fuertes y persistentes en el área cantábrica, que las nevadas se van a suceder en áreas de montaña de la mitad norte peninsular, y que las temperaturas van a caer también de una forma notable.

Las alertas por nieve se han activado en las once comunidades autónomas, y en Cantabria las previsiones de la Aemet señalan también que se van a registrar lluvias muy importantes, con acumulaciones de hasta 40 litros por metro cuadrado en doce horas.

Las nevadas afectarán a esas once comunidades autónomas en cotas a partir de los 500 metros de altitud, aunque las acumulaciones más importantes se alcanzarán en cotas más altas.

La masa de aire polar que ha penetrado en la península va a provocar un notable descenso de las temperaturas, y los termómetros bajarán hasta los – 10 grados en muchos lugares en el centro y la mitad norte de la península.