A pesar de las buenas sensaciones que había dejado el SF21 en Baréin, tanto con Carlos Sainz como con Charles Leclerc, en Ferrari prefieren ser suplentes. Prefieren despejar cualquier mensaje de euforia e incluso son pesimistas.

Mattia Binotto, jefe de la ‘Scuderia’, ha realizado unas declaraciones que han sorprendido mucho a los fans de Ferrari. El italiano teme que se repita la historia de la temporada, donde ni Sebastian Vettel ni Leclerc se acercaron siquiera a los puestos de cabeza.

“Ahora estamos al comienzo de una nueva temporada, tienes un coche diferente, tienes una nueva esperanza, por lo que es normal que el entorno sea ciertamente mejor ahora. Pero sabemos que será una temporada larga, 23 carreras; puede volver a ser muy difícil, así que creo que debemos estar preparados, concentrarnos en cuál es nuestro objetivo, que es un objetivo a largo plazo, y luego no olvidarlo”, afirmó Binotto.

Asimismo reconoció que las palabras de Leclerc sobre el “mal ambiente” del curso pasado eran ciertas. “Pero debo decir que, aunque el año pasado el clima fue difícil, seguimos unidos”, detalla.

El SF21 ha mejorado, con un motor que promete más potencia y que ha recuperado velocidad punta, pero desde Maranello no quieren lanzar las campanas al vuelo: “Al igual que la Scuderia Ferrari, tu ambición y tu objetivo son siempre los mejores”.

El equipo continúa trabajando de cara al próximo 28 de marzo. Se espera que Ferrari luche en la zona media, tal y como ocurrió el curso pasado, aunque no se descarta un paso adelante que acerque a los monoplazas rojos al podio. Aunque de momento Binotto parece ser pesimista.