Comisión Europea ha presentado su batería de medidas para afrontar la escalada de precios de la energía en la Unión Europea este miércoles como respuesta a las muchas capitales europeas que han reclamado una reacción coordinada al escenario actual, ya que la escalada de los precios energéticos está repercutiendo en la factura de la luz que pagan hogares y empresas. El documento se ha presentado en una rueda de prensa por la comisaria de Energía, Kadri Simson.

El análisis del Ejecutivo comunitario considera que el escenario actual tiene carácter temporal y que la causa principal son los precios del gas. Asimismo, señalan que estos “seguirán siendo altos durante los meses de invierno y caerán en primavera, cuando se espera que la situación se estabilice”. Para atajar los altos precios de la luz Bruselas ha plantea dos grupos de medidas, a corto y a medio plazo.

Medidas a medio plazo

Bruselas ha aparcado para una reflexión a medio plazo las medidas propuestas por España como la posibilidad de realizar compras conjuntas de gas para crear reservas estratégicas. La Comisión afirma que “explorará los posibles beneficios de compras conjuntas” de gas con el objetivo de “crear reservas estratégicas” e indica que estas operaciones serían “voluntarias” y en consonancia con las reglas comunitarias de competencia.

También, manifiestan que estudiará la posibilidad de revisar el reglamento sobre seguridad de suministro para “garantizar un funcionamiento más efectivo de los almacenes de gas” del bloque y “apoyará el desarrollo de una reserva energética para el futuro como una herramienta clave de flexibilidad”. A pesar de ello, la Comisión encargará a la Agencia de Cooperación de los Reguladores de la Energía (ACER) una evaluación sobre los “beneficios e inconvenientes” del diseño actual del mercado mayorista de la electricidad para “asegurar que sigue sirviendo a las necesidades” de los europeos.

Medidas a corto plazo

Por otro lado, en cuanto a las medidas a corto plazo, el Ejecutivo ha centrado su reacción a la escalada de precios en actuaciones dentro del marco actual, entre las que se encuentran:

  • Dar ayudas de emergencia” a consumidores pobres a través de vales o el pago de parte de sus facturas de electricidad.
  • Autorizar aplazamientos para el pago de las facturas de la luz
  • Decretar reducciones temporales de impuestos para hogares vulnerables
  • Dirigir ayudas a empresas o sectores en línea con las normas sobre competencia.

El Gobierno español pidió, entre otros, medidas para acabar con la especulación en el sistema europeo sobre el mercado europeo de derechos de emisión (ETS) y rediseñar el mercado eléctrico europeo. Este miércoles el Ejecutivo ha anunciado que pedirá a la Autoridad Europea de Valores y Mercados (ESMA) que analice el funcionamiento del ETS.

 

VOLVER A PORTADA