“La hinchada ha confirmado la decisión que tomé: no me he equivocado a la hora de venir al Gremio”. Luis Suárez alucinó en su presentación como nuevo ‘9’ del Tricolor Gaucho, con el que se ha comprometido durante dos temporadas, hasta diciembre de 2024. Más de 30.000 ‘torcedores’ se congregaron en el Arena Gremio para dar la bienvenida y arropar al ex del Barça, que este mes alcanzará los 36 años, con la esperanza de que se convierta en un ídolo de la entidad.

Acompañado de su mujer, Sofia Balbi, y de sus tres hijos, que estuvieron presentes en todos los festejos, el Matador llegó a emocionarse en un evento que contó con videos de apoyo de sus excompañeros en el Barça, Sergio Busquets, Neymar Jr. y Arthur (que surgió precisamente de la base gremista), de su nuevo colega Lucas Leiva, con quien ya coincidió en el Liverpool, y del exfutbolista uruguayo, el central Diego Lugano.

“Lo que puedo prometer es compromiso, compañerismo, ganas y goles. Vamos a intentar ganar títulos”, dijo Suárez que reconoció que “no soy el mismo de 2012, de 2014, 15 o 16, no soy tonto, no voy a correr 50 metros en velocidad, porque ya no soy el mismo, pero lo que puedo hacer es un movimiento que beneficie a mis compañeros”.

“Voy a defender la camiseta de Gremio hasta al final como si fuera un hincha más para poder ganar títulos”, prometió Luisito, consciente de que su forma de jugar y de entender el fútbol se adapta a la cultura de su nuevo club.

Convencido de su éxito en Brasil

La ‘Suarezmanía’ se ha desatado en la mitad de la población de Porto Alegre, que corresponde a la hinchada gremista. “Es muy lindo todo este cariño y ahora depende de mí asumir la responsabilidad y saber administrar toda esta presión que me encanta. Toda mi carrera fue así: me gusta jugar cuanto más presión haya”, indicó y aseguró que uno de los objetivos de esta temporada es la clasificación para la Copa Libertadores 2024. “Este es un torneo que obsesiona a todos los futbolistas sudamericanos y me encantarían ganarlo”, dijo.

Suárez calificó su llegada al Gremio “como uno de los mayores retos de toda mi carrera” y lo comparó con su fichaje por el Atlético de Madrid “porque iba a jugar en un campeonato dominado por el Barça y el Real Madrid”.

Y desveló los motivos de seguir en activo en la liga sudamericana más competitiva. “Lo que me mueve es el desafio de la gente que piensa que no puedo jugar en ese futbol, el desafio de seguir ganando, el desafío de que los jóvenes vean que un jugador con 36 años entrena dia a dia a la par de sus compañeros porque siente orgullo y placer de jugar al fútbol”, declaro.

La primera competición que encarará Suárez con la camiseta tricolor es el Campeonato Gaucho, pero no hay fecha definida para su debut. Aseguró que “me siento muy bien, solo necesito tiempo para ponerme bien físicamente porque mi forma de pensar es que no existe un período de adaptación a un fútbol diferente… yo soy así”.

VOLVER A PORTADA